Trabajar en comunidad, ese es el camino

-A A +A
Julio 5, 2017

Trabajar en comunidad, ese es el camino

14 líderes locales empoderaron su gestión en vías terciarias durante el primer intercambio Col-Col de 2017. Un encuentro que demostró el poder de compartir aprendizajes entre colombianos. 

Trabajar en comunidad, ese es el camino

 Se dice que en 1931 aguerridos aventureros y agricultores que se habían abierto camino desde Montería a comienzos del siglo XX, llegaron a un lugar entre la Serranía del Adibe y el Valle del Sinú al que llamaron Valencia. Lo hicieron inspirados por la una canción que mencionaba a la ciudad española (Valencia) y que Julio Pacheco cantó en una noche de verano a Cleotilde, la mujer más linda de la región. “¡Así se va llamar nuestro pueblo!”, gritaron al escuchar el coro de esta canción. 

El grupo, liderado por Catalino Rulfo, Ambrosio Ibarra, Daniel Berrio, entre otros, se internó en la selva, abrió trochas, y encantado por la riqueza de los suelos y la gran variedad de especies nativas, fue creando caminos y estableciendo asentamientos que poco a poco fueron poblándose de familias atraídas por este tesoro abierto.

Más de 80 años después, llegamos al municipio de Valencia donde se realizaría el intercambio Col-Col de vías terciarias “Generando caminos para la paz” un encuentro de 14 líderes comunitarios de más de 5 departamentos del país para hablar y aprender de las experiencias en vías terciarias de municipios como el que hoy nos acogía. Este fue el primer Intercambio de conocimiento Col-Col realizado en 2017, una iniciativa liderada por APC-Colombia y en esta oportunidad apoyada por el programa Colombia Transforma de USAID. 

El intercambio

Desde el comienzo, este encuentro se propuso empoderar a los líderes comunales y fortalecer sus capacidades de organización y gestión para ejecutar proyectos de desarrollo vial. Es por eso que los primeros días del Col-Col fueron dedicados a compartir experiencias, como la de la alianza público comunitaria Coovicom de Valencia (Córdoba), la Asociación Procarreteras de Puerto Rico (Caquetá) y la Asociación de Mantenimiento Vial ANVI de Bolivia. Así mismo, los participantes conocieron herramientas útiles para el desarrollo de sus proyectos y construcción de planes de acción con los que podrán iniciar su trabajo comunitario. Durante estas sesiones nos acompañaron delegados del Ministerio del Trabajo y la Agencia de Renovación del Territorio. 

Hilda Amurrio

Los caminos a la paz

Así como Rulfo, Ibarra y Berrio hace más de 80 años abrieron el camino entre la espesa selva para fundar el municipio de Valencia, hoy las veredas cercanas se pusieron en la firme tarea de fundar sus propios vías y traer a sus familias el desarrollo perdido durante tantas décadas.

Visitamos las veredas de El Polo y El Búho para conocer los proyectos exitosos que la alianza público comunitaria Coovicom ha desarrollado. Allí la comunidad contó a los líderes de Putumayo, Tolima, Caquetá, Norte de Santander y Córdoba detalles del proyecto con el que lograron el desarrollo de su vía, donde unión y trabajo fueron las palabras clave de este aprendizaje. “Las bases sociales deben liderar los proyectos porque la comunidad es el actor principal, nosotros somos el resultado de su organización. Ya hemos logrado juntos que varias comunidades desarrollen sus vías, ahora queremos que esta cooperativa, creada por y para la comunidad, sea sostenible”, afirmó Carlos Giraldo, gerente de Coovicom, durante la visita. 

¡Quiero esto en mi municipio!

El conocimiento estaba dado, las herramientas compartidas, la motivación era cada vez más grande, el intercambio fue en sí un encuentro de saberes, una reunión de gente que a kilómetros de distancia comparte problemas similares y la misma motivación por transformar realidades. Durante el cuarto día de este intercambio Hilda Amurrio, quien vino desde Bolivia para compartir la experiencia de la Asociación de Mantenimiento Vial ANVI, que además inspiró y guio la creación de Coovicom, hizo un repaso sobre los cuatro pasos fundamentales a la hora de crear su proyecto de desarrollo vial: comunidad, democracia, participación y autosostenibilidad.

Durante este día también se definieron los planes de trabajo, un documento clave para que los líderes comunitarios inicien el desarrollo de sus proyectos de desarrollo de vías terciarias en sus municipios. 

Viajamos hasta la vereda Mata de Maíz por la vía que nos llevaría al municipio de San Pedro de Urabá (Antioquia) para realizar el cierre de este intercambio junto a otra de las comunidades beneficiadas por el desarrollo de vías terciarias. Allí líderes, comunidad, actores locales, participantes del intercambio y delegados de entidades nacionales y municipales compartieron los principales aprendizajes de este encuentro que nos reunió alrededor, no solo del desarrollo de vías terciarias, también del inmenso valor que para estas comunidades es lograr que su trabajo asociativo se haga realidad y logre tantos cambios: sostenibilidad económica, acceso a salud, entre otros. “Vivíamos una situación terrible, teníamos que sacar a los enfermos en hamaca entre cuatro personas, ahora contamos con esta vía gracias a nuestro trabajo en comunidad. Nuestra historia es diferente”, Jairo León Jiménez, presidente Junta de Acción Comunal de la Vereda El Polo.

Cooperación Col-Col fue creada por APC-Colombia para facilitar el acercamiento e intercambio de experiencias y aprendizajes entre actores locales, que, a pesar de encontrarse en diferentes regiones, tienen desafíos comunes en materia de paz y desarrollo. Conozca algunos de los intercambios realizados en 2016.

 
Transparencia y acceso a la información pública
Saber Hacer Colombia
Suscripción al boletín
Rendición de cuentas
Cíclope
Cursos y convocatorias
PQRS-D
Certificaciones
Comunicaciones a la Ciudadanía